Primera Hora

Etchepare: habilitan transporte interno para funcionarios por peligro de perros salvajes

De acuerdo a lo informado ayer por Roberto Pérez, presidente de la comisión interna de funcionarios de Etchepare y Santín Carlos Rossi, el problema referente a la existencia de perros en estado salvaje dentro de las colonias sigue siendo tema de preocupación.

El referente gremial aseguró que los ataques se siguen dando con cierta frecuencia, y que las medidas tendientes a reducir el número de animales por intermedio de ONGs y del Ministerio del Interior (entre otros organismos) solucionaron el tema durante un corto período, volviendo al principio ya desde hace varios meses. Pérez destacó que los principales inconvenientes se vienen dando con un grupo de cuatro perros, reconocidos por los funcionarios como los que le provocaron la muerte a un interno hace un año y medio. Según dijo, en los últimos meses se han registrado ataques tanto a funcionarios como a pacientes, y si bien no ha habido que lamentar lesionados graves, se busca prevenir porque el escenario es el mismo que había cuando ocurrió el accidente fatal. En base a esto, el presidente del gremio de funcionarios señaló que para evitar el riesgo de ser atacados, la dirección de las colonias puso en funcionamiento hace alrededor de una semana atrás un sistema de transporte interno que opera fundamentalmente en horas de la noche. Este se ocupa de llevar a los funcionarios de un pabellón a otro sobre todo cuando las distancias son largas para evitar así el riesgo a ser atacados por perros como ya ha sucedido.
En diálogo con Primera Hora, Pérez indicó también que “no dan con la manera de sacar a esos cuatro perros, en el día no se muestran mucho pero empiezan a salir cuando cae el sol”. Informó además que “el viernes pasado casi atacan a un compañero y hace un mes mordieron a un paciente, pero queremos que saquen a esos perros para que no pase a mayores”. Pérez recordó que en los últimos meses han realizado gestiones ante el MI el cual llegó con el grupo K9, “incluso se pusieron trampas pero no se pudo solucionar el problema, hay pabellones que tienen partes en desuso y una extensión grande de monte silvestre que son las zonas donde estos perros andan”. Lo cierto es que se sigue perpetuando un panorama que ya es tristemente común, funcionarios señalaron que cada poco tiempo aparecen cachorros en las colonias, los que son arrojados hacia dentro del predio. Según estimaciones hay más de 30 perros viviendo dentro de las colonias, cuando en su momento llegó a haber casi un centenar…