Falero y Garbarino se reunirán para ajustar detalles del futuro shopping

Representantes del Estudio Garbarino-Lombardo, impulsor del mall para San José, se reunirán la semana próxima con el Ejecutivo Departamental para afinar detalles del proyecto. Estiman que la construcción del shopping comenzará a mitad de año.

Tras la aprobación del emprendimiento por la Comisión de Grandes Superficies, el estudio promotor del mall iniciará los trámites para obtener los permisos y las habilitaciones de la Intendencia. Los detalles del cronograma serán oficializados en un encuentro que mantendrán los referentes empresariales con el Ejecutivo Departamental.

La audiencia se concretará el martes próximo en la sede de la comuna y participarán Mario Garbarino y Pablo Garbarino, socios del estudio dedicado al desarrollo de emprendimientos inmobiliarios. Los empresarios llegarán con asesores que han trabajado en el proyecto y se entrevistarán con el Intendente José Luis Falero.

Si bien los detalles del proceso de construcción se comunicarán formalmente en el encuentro, Primera Hora pudo saber que la idea del estudio es iniciar la construcción del mall a mediados de año y dedicar los próximos tres meses a la tramitación de los permisos urbanísticos y a explorar acuerdos comerciales. Las obras demandarán entre 20 y 24 meses, según las estimaciones iniciales de los técnicos del estudio.

La reunión de Garbarino con el Ejecutivo servirá, además, para “vincularse” e intercambiar ideas sobre el futuro mall. Además, la Dirección General de Desarrollo de la ISJ aportará información de empresarios locales dedicados a los rubros gastronomía y entretenimiento que están interesados en instalarse en el shopping.

La Comisión de Grandes Superficies aprobó el proyecto el pasado 19 de enero con los votos favorables de los representantes de los consumidores, la ISJ y el Ministerio de Economía y Finanzas. El Centro Comercial rechazó el mall y argumentó que afectará a las empresas locales en forma negativa. 

EL PROYECTO

San José Plaza” será construido en un terreno de 2.487 metros cuadrados ubicado en la intersección de Herrera y Rivera. El área comercial contará con 35 locales, plaza de comidas, estacionamiento, espacio de servicios y depósitos. La gran superficie en cuestión será ocupada por el supermercado Ta-Ta.

La inversión inicial en materia edilicia será de US$ 8.500.000 y se estima que podría llegar a los US$ 15.000.000 con las intervenciones posteriores que realicen las empresas que se instalen.