Falta de soluciones de fondo a por inundaciones causa desazón a familias damnificadas

La falta de soluciones de fondo luego de la inundación de 2016 es un tema comentado entre los vecinos, que en muchos casos se sienten defraudados. La posibilidad de un realojo es la salida que la mayoría ve con buenos ojos, aunque hay gente que descarta mudarse a otra zona de la ciudad.

En el gimnasio Argos, Primera Hora conversó con varios de los vecinos que han sido desplazados por estas últimas inundaciones, familias que vienen de sufrir también lo ocurrido en 2016, cuando el río alcanzó la cota histórica de 11,40 metros sobre su cauce normal.

Clara, una de las vecinas consultadas comentaba ayer que desde que fueron trasladados al gimnasio han sido tratados de muy buena manera y se los ha mantenido siempre bien informados. Consultada sobre la posibilidad del realojo aseguró que “no nos han dicho nada, pero si estuviera la chance si me iría”. Dijo que se sienten defraudados, ya que “nos dijeron que iban a hacer viviendas pero no se ha hecho nada”.

( Contenido completo en edición papel)