Fiscalía formalizó por desacato a hombre de 32 años e investigará otros delitos

El Juzgado Penal de San José hizo lugar al pedido de la Fiscalía, por lo que se formalizó al hombre de 32 años responsable de la desaparición días atrás de la adolescente Jennifer Torres de 15 años. La investigación fue formalizada y se decretó un período de 90 días de prisión preventiva para el individuo, por un delito de desacato especialmente agravado.

La adolescente permanecía ausente de su domicilio desde el pasado viernes 3 de julio, y se conoció su paradero recién en la mañana de ayer lunes. El hombre, identificado como Luis Alfredo Flores Rivero, fue detenido en horas del mediodía.

Durante la instancia judicial de ayer, se realizó un raconto de las circunstancias en los días previos. Se informó allí que se había dado el pasado 20 de junio una situación en que la joven se fue de la vivienda con el ahora imputado, volviendo a los dos días. El hecho motivó la denuncia de la madre de la menor, ante lo cual la Fiscalía solicitó una orden de restricción de 180 días y a una distancia de 200 metros, lo cual fue aceptado por la sede Judicial. Esto fue un agravante clave, ya que el hombre violó totalmente la orden de restricción.

La defensa del imputado pidió sustituir la prisión preventiva por domiciliaria, y en caso de resolver prisión, que el plazo fuera de 30 días por entender que en ese tiempo Fiscalía podría concretar la investigación sin problemas. Esto fue desestimado por la Juez penal, la que hizo lugar al pedido del Ministerio Público y la consiguiente prisión preventiva por 90 días.

Al término de la audiencia, el Fiscal Alfredo Ruiz explicó que si bien la formalización fue por desacato, no obstante, “con el devenir de la investigación se podría ampliar a otros delitos, como un abuso sexual. Se seguirá investigando para llegar a una imputación más grave”. Señaló además que “hay un diferencia entre las personas que llevan a que haya un abuso, en el sentido de una presión del adulto sobre la menor”.