Gerardo Romano: “mi personaje busca las raíces del genocidio nazi”

Un judío común y corriente” se presenta este viernes -a las 20:00 horas- en el Macció con entradas a 600 pesos la Platea y los Palcos, 450 la Cazuela y 350 el Paraíso.

El autor del unipersonal es el dramaturgo y cineasta suizo Charles Lewinsky. Con dirección de Manuel Gonzalez Gil, la obra se centra en un judío -nacido en Alemania- que es invitado por un profesor de historia de una escuela secundaria: “mi personaje busca las raíces del genocidio nazi”, explica el actor argentino Gerardo Romano.

La idea es que asista a la clase y dicte una charla a sus alumnos que -tras estudiar el nazismo- quieren conocer en persona a un judío. Sin saber qué hacer, el protagonista de la historia enumera las razones por las que no debería acudir a la cita.

Al reflexionar irá revelando su visión sobre la problemática contemporánea de los judíos fuera de Israel y sobre los conflictos puntuales que plantea para un judío la vida en un país cuya población aún lucha con la nefasta herencia nazi: “no es una obra pasatista. La obra te mira a los ojos cuando te habla, tiene una posición política y expresa algo”, adelanta Romano a horas de su debut en San José en el marco de la “Feria del Libro”.

(Nota completa en edición papel)