Instalarán en San José planta quesera para la exportación

Pese a las dificultades que hoy atraviesa el rubro, la lechería maragata sigue abriendo puertas. Una pyme capitalina proyecta instalar en San José una planta láctea que producirá quesos para el mercado local y la exportación.

La iniciativa es impulsada por la empresa Caniv SRL, emprendimiento familiar vinculado a la procesadora de quesos Banil, que de esta manera cerraría el proceso productivo incorporando una planta para la recepción de leche y la producción de quesos.

Según adelantó a Primera Hora el director de Caniv, Pablo Aprahamian, la futura planta se instalará en el eje de Ruta 1, para lo cual ya se están evaluando dos opciones, una cercana a la zona de Libertad y otra a la de Ecilda Paullier. “Una ubicación tiene sus ventajas para la logística y la otra para la materia prima, es el análisis que venimos haciendo”; explicó.

En principio, la planta tendrá una capacidad de procesamiento de 10 mil litros diarios, y se dedicará a la producción de quesos blandos (dambo y cuartirolo) y del tipo Colonia, parmesano y muzzarella. Para ello, la firma tiene prevista una inversión cercana a los US$ 900 mil para la importación de la maquinaria necesaria desde Argentina. Debido a lo significativo del proyecto, días atrás éste fue seleccionado por el Proyecto de Especialización de la Internacionalización Productiva (PIEP) del Ministerio de Industria (MIEM) -que con fondos del Focem promueve la incorporación de tecnologías innovadoras en las mipymes industriales para mejorar su inserción internacional- y recibirá un apoyo de US$ 99.850 para dicha impronta.

Aprahamian destacó que se tratará de una planta “altamente automatizada” cuya instalación y puesta en marcha, se espera, se daría sobre los últimos meses de este año o principios de 2019.

Si bien el emprendimiento de Caniv apunta en una primera etapa al mercado nacional, el proyecto prevé también una ampliación del mismo apuntando a la exportación de sus productos.