Kiyú ya tiene Grillo y registra afluencia de turistas como hacía años que no se veía

“Un fin de semana redondo” dijo a Primera Hora un vecino del balneario Kiyú luego que desde el viernes las playas de este balneario se vieran colmadas de visitantes. Desde Ordeig hasta el Parador Chico, toda esa extensa franja de playa estuvo repleta de veraneantes.

Según el presidente de la Comisión de Fomento de la zona del Parador Chico hubo visitantes que no pudieron permanecer más de unas horas porque todas las casas que se alquilan estaban ocupadas. “El Vasco” Echeverría tiene esperanzas que haya algún inversor interesado en instalar un hostel o un hospedaje similar porque demanda está claro que hay. Mucho más ahora, que la nueva carretera de Libertad a Kiyú ha facilitado la llegada.

Grillo

El fin de semana fue singular además porque en la misma entrada al balneario quedó inaugurada la escultura al “Grillo”, obra del reconocido escultor Carlos Reyes a quien acompañó el herrero libertense Atilio Ríos. Como es sabido “Kiyú” quiere decir “grillo” en lengua indígena y con esta idea los vecinos quieren simbolizar y jerarquizar el nombre del balneario. Una colorida escultura que quien llegue a Kiyú no podrá pasar por alto.