Lluvias fueron “una regada”: bienvenidas pero el déficit hídrico se mantiene

Si bien en las últimas horas los pronósticos no se cumplieron, registrándose lluvias insignificantes en comparación a lo que se venía anunciando, la sumatoria de precipitaciones en la última semana ha generado un impacto de cierta manera positivo en el medio rural. Luego de las lluvias del martes, se informaba que las mismas habían sido favorables fundamentalmente a todo lo que son pasturas y plantaciones, no así para recuperar aguadas, tajamares o arroyos. En aquella oportunidad las precipitaciones en diferentes puntos del departamento habían rondado los 25 milímetros.

Consultada sobre cuál ha sido el impacto en líneas generales en el medio rural, la presidenta de la Asociación Rural de San José, Pilar Camy dijo a Primera Hora que “nuevamente los episodios de agua han sido dispares en el departamento, con menos amplitud en la cantidad de agua”. Agregó que “de los menores registro que tenemos conocimiento son 10 milímetros en la zona de Mal Abrigo, pero para la zona de Mundo Azul o Chamizo que las últimas aguas no habían acompañado cayeron entre 25 y 30 milímetros. Sigue el problemas de las aguadas, tajamares y pozos semisurgentes con menor caudal, pero esto es una regadita para los campos. Sobre todo para los cultivos son importantes estos episodios de agua”. Finalmente, sostuvo que “en general son bienvenidos, esperemos que sigan regando, pero necesitamos registros de mayor cantidad para poder alivianar más”.

Más información en nuestra edición papel…