Persisten los problemas de saneamiento cerca de Plaza de los Colores

Vecinos de la Plaza Ciudad de Astorga (conocida como plaza de los colores), contaron a Primera Hora una serie de inconvenientes que se han producido más que nada en los últimos días de 2019. En primer lugar dieron cuenta de un nuevo episodio en una situación que lamentablemente no es nueva en la zona: los desbordes del saneamiento. Señalaron que las lluvias registradas entre Navidad y Año Nuevo volvieron a provocar que reventara el registro ubicado próximo al cruce de calles Rivera y Batlle y Ordóñez. Allí volvió a fluir sobre la calle el agua residual, afectando con más fuerza a algunas viviendas que quedaron con el agua servida a pocos metros de la puerta. Los vecinos de las casas cercanas también lo padecieron, producto de un fuerte olor que se potenció con las altas temperaturas. Los problemas con el saneamiento en aquella zona han sido explicados en más de una oportunidad por parte de OSE, y responden en gran parte a las conexiones de pluviales que están unidas al saneamiento. De ahí que los desbordes se registren sin excepción cada vez que llueve. La solución de fondo pasa en estos momentos por la ejecución del plan que OSE viene llevando a cabo, para instalar una nueva linea de saneamiento paralelo al Mallada. Eso descongestionará la que va por Rivera. Con este fin está en construcción el nuevo pozo de bombeo en Artigas casi Ruta 3.

La otra complicación que los vecinos de la Plaza de los Colores marcaron, responde a un hecho de negligencia ocurrido también en esos días. Un vecino fue identificado arrojando grandes cantidades de basura directamente a una boca de tormenta. La misma se tapó, y al juntarse el agua que llegaba desde todas las direcciones, se acumuló una cantidad que superó un metro de altura. Hubo vecinos que llegaron a tener hasta 30 cm de agua dentro de sus casas producto de esta obstrucción en el desagüe. El problema se pudo subsanar rápidamente, y al destaparse la boca de tormenta el agua bajó inmediatamente.