Tarea de facilitadores ha sido clave para asegurar cumplimiento de medidas sanitarias

La Oficina Electoral informó que la elección transcurre con normalidad más allá de algunos inconvenientes que fueron o están siendo subsanados.

En lo que refiere a los protocolos sanitarios, la tarea de los facilitadores ha sido clave para asegurar el distanciamiento social. Según se informó, en el Liceo de Libertad fue necesario reubicar a las comisiones receptoras de votos para lograr una distancia adecuada.

En tanto, un apagón afectó varios locales de votación en el norte de la ciudad como la Quinta del Horno y la escuela 103, en el barrio Las Palmas, pero el corte no impidió que los electores siguieran sufragando.

En tanto, el organismo electoral tuvo que recurrir a 20 “retenes” para cubrir faltas sin aviso en comisiones receptoras de votos. Se trata de funcionarios a la orden que fueron convocados ante la ausencia de titulares y suplentes en las mesas.

En cuanto a denuncias, trascendió que en Ciudad del Plata algunos delegados estaban entregando hojas de votación a menos de 100 metros de los locales, incumpliendo con la reglamentación vigente.